Anónimas & Resilientes por Voces del Bullerengue

El Bullerengue es una tradición afrodescendiente de canto y baile liderada por mujeres ancianas en el Caribe colombiano.

Debido a sus raíces marginales, su historia fue invisible para las principales industrias culturales de Colombia desde la época colonial hasta finales del siglo XX, fue entonces que a finales  de la década de 1990, Petrona Martínez fue pionera en la grabación de bullerengue con su instrumentación tradicional cuando emergió en el mercado europeo de la música mundial y que junto con Totó la Momposina han aumentado la popularidad y el éxito internacional de Bullerengue, habiendo sido nominados para el Premio Grammy Latino al Mejor Álbum Folklórico.

Del productor de la mundialmente aclamada música de Petrona Martínez y ganador del Grammy Magín Díaz: El Orisha de la Rosa, llega un nuevo álbum  Anónimas & Resilientes por Voces del Bullerengue Un viaje por el caribe colombiano. Para descubrir 7 voces asombrosas y sus raíces inmersas en este nuevo proyecto. De la mano de nada más y nada menos que Chaco World Music esta nueva producción musical se ha desarrollado en un campo etnográfico y la investigación musicológica, el proyecto saca a la luz el sonido ancestral en la resistencia de siete voces, herederos de innumerables ancestros que murieron en el olvido a través de los más de 300 años de historia del bullerengue.

” A través de la producción musical, conservamos sus voces; A través de la investigación etnomusicológica, conservamos sus testimonios biográficos; y a través de las artes gráficas, nuestro objetivo es retratar visualmente la riqueza cultural de la herencia afrocolombiana. ” – Manuel García Orozco

Junto con los percusionistas Guillermo Valencia y Janer Amarís, Chaco reunió a Voces del Bullerengue, siete voces que habían vivido en el anonimato hasta ahora: Juana Rosado (n. 1939) de Evitar; Fernanda Peña (b.1929?) Y Antonio Berdeza (b.1929) de San Cristóbal del Trozo; Juana del Toro (b.1938) de San José de Playón; y Mayo Hidalgo (b.1956), Rosita Caraballo (b.1966) y Jaiber Perez Cassiani de María la Baja.

El álbum se grabó en el estudio de grabación de la comunidad en Palenque-Colombia, la primera ciudad libre de las Américas. La producción tuvo que superar los obstáculos inextricables de la marginación de la región, como los apagones debidos a la inestabilidad de la electricidad y la falta de caminos que se pueden cruzar a San Cristóbal del Trozo. Al final, estos cantantes de bullerengue se enorgullecieron de grabar su primer álbum y perpetuar los legados de sus antepasadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Follow by Email
YouTube
YouTube
Instagram